Get Our 2020 Fall Campaign Flyer

Teología del Abusado, un estudio de caso

Jane  fue abusada por primera vez por un familiar a los nueve años.  El abuso continuó de manera intermitente durante tres años.  Ella nunca le contó a nadie del abuso hasta su cumpleaños número 30, cuando le reveló a su esposo lo que había pasado.  Le tomó todo el valor que pudo reunir para decirle la verdad a su marido.

A través de los años  se convenció a si misma que había algo malo en ella.  Esta era la única forma en que  podía conciliar en su mente el por qué alguien la abusara.  Como niña, ella asumió que todas sus figuras de autoridad eran buenas.   Para ella era más fácil pensar que había algo malo en ella en vez de pensar que había algo malo en las principales figuras de autoridad  de su vida, aun cuando una de esas figuras  abusaba sexualmente de ella.

Como dijo Paul Tripp, “nadie responde a los hechos, sino a su interpretación de los hechos.”  Jane interpretó los hechos a través de los lentes de una mente adolescente llegando a la conclusión equivocada.  Tristemente, nadie sabía del abuso ni de sus interpretaciones y de su aplicación personal del abuso.

Había pasado su vida entera intentando probar a cualquiera que la escuchara que ella era mejor de lo que pensaban que era.  Tras 20 años de relaciones decepcionantes y agotadoras se rindió y le dijo a su esposo lo que andaba mal con ella.

Preguntas de Aplicación

  1. Janet piensa que es una mala persona por lo que le había pasado y ha pasado toda su vida tratando de probar que no lo es.  ¿Cómo le dirías que ella es peor de lo que piensa?  ¿Cómo le explicarías que ella no es una mala persona por lo que le pasó, sino que es una mala persona por lo que le hizo a Cristo?
  2. Janet tiene una “crisis de identidad.”  Describe su actual identidad y cuál debería ser su identidad.
  3. A pesar de que Jane está equivocada y necesita  arrepentirse, ella es tan insegura, que un llamado a arrepentirse podría dañarla más que ayudarla en este momento.  Describe cómo la atenderías para restaurarla en Cristo.
Filed Under:
Tagged: